sunglasses-926791_960_720

El uso adecuado de los lentes de sol

sunglasses-926791_960_720

Puedes tener los lentes más finos, de temporada; sin embargo, si no se utilizan de manera correcta sabotearán tu imagen. Cuidar los pequeños detalles al momento de usar te hace lucir como una persona fina y educada.

Bienvenidos nuevamente a “Cualidades Exquisitas” un espacio donde aprenderás por qué cuidar nuestra imagen es fundamental.

Cuando se habla con una persona  se debe evitar el uso de los lentes oscuros, a razón que se genera una barrera de comunicación porque el interlocutor no ve los ojos, quedando así en desventaja por lo tanto posiblemente el objetivo del diálogo no se logre con éxito.

Lo mismo sucede con los lentes de armazón grueso, con diseño o de colores, son un distractor para la comunicación. La persona que escucha se puede desconcertar de la conversación por estar viendo inconscientemente los lentes. Algo fino, de color suave, o incluso sin armazón, resulta muy elegante y adecuados para la comunicación.

Es de mal gusto usar lentes oscuros cuando se encuentra en un lugar cerrado, al momento de ingresar a un lugar lo correcto es quitar los lentes y guardarlos, no colocarlos como diadema, ni dejarlos como collar colgados del escote (con el tiempo se deformará la prenda); incluso, en un restaurante jamás se colocan los lentes sobre la mesa.

Un rostro pequeño con unos lentes de “mosca” puede afectar el impacto de la imagen, por no ser los ideales para el tipo de rostro; Para lucir los lentes al 100, estos deben hacer armonía contigo: con el tono de piel, la forma y el tamaño del rostro.

De igual forma prestar atención de proyectar el mismo estilo con los lentes y la ropa, no es congruente vestir un traje sastre con lentes de última moda en color fosforescente, el estilo es completamente opuesto, recuerda ¿Qué quieres proyectar?, qué necesitas proyectar.

La moda es pasajera, lo clásico siempre perdurará, invierte en unos lentes finos, y una menor cantidad en lentes de tendencia para lucir a la vanguardia.

Los espero en el siguiente tema de “Cualidades exquisitas” , sonríe.

logo
girl-2366438_960_720

¿Tu imagen proyecta lo que realmente eres?

girl-2366438_960_720

Debemos recordar que somos vistos antes de ser reconocidos por nuestras cualidades o capacidades, la primera impresión siempre será la más importante, de eso depende la interacción con el entorno.

Bienvenidos a “Cualidades Exquisitas” un espacio donde aprenderás por qué cuidar nuestra imagen es fundamental.

Ya tengo un empleo, ya tengo una pareja, ya no tengo edad para esas cosas, los hijos no me dejan, mi actividad no lo requiere o sencillamente no es de mi interés; son algunas de las razones por las que en ocasiones no se otorga valor al impacto de la imagen personal, sobre todo en la actualidad que se vive tan de prisa.

Cuando se observa por primera vez a una persona, esta será recordada por cómo viste, qué proyecta, su olor, cómo habla, tono de voz, la manera de saludar, cómo se desenvuelve.

Todo expresa lo que somos: el vocabulario, la ropa, lugar de trabajo, redes sociales, el auto, la casa; en solo unos segundos se emite un juicio de valor de la persona que no se conoce y que en realidad no muestra ni el 5 % de como es.

¿Qué proyecta tu imagen? ¿Alguna vez te has hecho esa pregunta? Tenemos la creencia que vestimos y nos comportamos correctamente, pero ¿las prendas o los colores que usas son los adecuados para ti? ¿Estás vestid@ de forma adecuada para un evento, ¿modales son los correctos?.

Se ha confirmado que una persona que cuida su imagen tiene más posibilidades de lograr el éxito personal, laboral, y es más feliz consigo misma; esto es porque se genera empatía visual con las personas que nos observan.

En ocasiones se suele creer que no se merece algo mejor porque se piensa que no se tiene la capacidad, el dinero, o la fortuna de merecer; sin embargo, la vida es cuestión de ¡actitud! cómo te sientes y qué proyectas.

No podemos dejar de lado los modales, la etiqueta social, que en la actualidad hemos calificado como “anticuada” , pero una persona educada siempre será bien vista.

Te invito a reflexionar el tema  ¿en verdad tu imagen proyecta todo lo que eres? nada tiene que ver con moda, sino,  es la búsqueda de la esencia, donde la finalidad es lograr potenciar la imagen de manera integral desde lo interno hacia lo externo,  reconocer la importancia del cuidado de la imagen en la vida cotidiana, pero también ser mejores seres humanos con los modales.

Los espero en el siguiente tema de “Cualidades exquisitas” , sonríe.

logo
smartphone-2123520_960_720

6 fotografías que no debes publicar en redes sociales

smartphone-2123520_960_720

Existe cierto tipo de fotografías que debes evitar publicar en redes sociales para preservar la seguridad personal y de la familia; Evita afectar tu imagen profesional o ser motivo de burla.

Bienvenidos nuevamente a “Cualidades Exquisitas” un espacio donde aprenderás por qué cuidar nuestra imagen es fundamental.

 Las redes sociales son un excelente medio para estar en contacto y compartir momentos especiales con los seres queridos. Es maravilloso tener interacción con los amigos, la familia que no está cerca. Lo arriesgado de esto es cuando la persona no tiene la configuración más conveniente de privacidad, las fotografías quedan públicas, o quedan con acceso a ser vistas por los amigos de tus amigos.

Tal vez tú aceptas solo personas conocidas en tu red social, pero no sabes si tus contactos hacen lo mismo, y en un segundo tu vida queda expuesta a un desconocido.

La mayoría de las publicaciones se originan del estado de ánimo de la persona, cuando se está muy contento (a) o triste, nace ese momento de propagar la información, buscar de manera en ocasiones inconsciente la aprobación, el reconocimiento, la felicitación, apapacho, etcétera.

Antes de publicar una fotografía, recuerda tener presente “razón antes que emoción”, esto es para prever que cierta imagen tenga la facilidad de afectar seriamente la seguridad, el profesionalismo e incluso llegar a ser motivo de burla por ser una fotografía que no favorece tanto, “como se cree” o envía un mensaje opuesto al deseado.

Aquí los seis tipos de fotos que no debes publicar en redes sociales:

1.- Evita subir fotos de bebitos o niños desnudos. En ocasiones la madre por compartir la felicidad del momento que baña a su bebé deja en riesgo a su hijo.

2.- Por seguridad, reservarse a subir constantemente imágenes en donde se deje sobre expuesto el nivel adquisitivo o localización en el momento.

3.- Fotos en ropa interior, el mensaje que se envía con ese tipo de imagen es un contexto 100 % sensual, sexual, erótico; existe una línea muy delgada entre algo que luce sensual, a la fotografía que hace ver a la persona vulgar.

4.- Desde que las selfies se pusieron de moda, es esencial revisar el lugar o reservarse a la toma de fotografías en ciertos espacios como son: la cama, el baño, el espejo del sanitario.

5.- En la borrachera en estado de embriaguez, este tipo de fotografías perjudican seriamente la imagen profesional de cualquier persona, sobre todo a niveles ejecutivos o figuras públicas.

6.- Lenguaje no verbal inapropiado, “una imagen dice más que mil palabras” por lo tanto una fotografía transmite todo tipo de mensajes.

Se dice que “lo que pasa en Las Vegas, ya no se queda en Las Vegas, se queda en redes sociales”, por lo tanto compartir este tipo de fotografías puede afectar muchas áreas de tu vida: personal, profesional. Recuerda, reputación es lo que otros piensan de ti.

Te espero en el siguiente tema de “Cualidades exquisitas”, sonríe.

logo
hairdressing-1516352_960_720

Cuidados del cabello

hairdressing-1516352_960_720

El cabello y sus cuidados cobran especial relevancia porque es un símbolo estético que se relaciona a una variedad de situaciones: bienestar, salud, virilidad, feminidad, libertad, moda, entre otras cosas. Por eso, dejar nuestro cabello en buenas manos, con gente especialista o que sabe ,no es cosa menor.

Bienvenidos nuevamente a “Cualidades Exquisitas” un espacio donde aprenderás por qué cuidar nuestra imagen es fundamental.

En los seres humanos el cabello tiene dos funciones: protección y estética. En todas las culturas, hablando de estética,  el pelo ha tenido mayor o menor grado de cuidado e importancia. Desde su peinado, lavado, recogido y adornado hasta su total afeitado. La mucha o poca presencia de cabello o vello en el cuerpo ha sido un símbolo estético de múltiples significados.

Lo mejor es cuando ya tenemos a nuestro (a) estilista porque sabemos cómo trabaja, la calidad de los productos que utiliza, su higiene , discreción, y lo más importante ¡te conoce! Por lo tanto recomienda lo que es favorecedor, comparte contigo tips sobre el cuidado del cabello y el peinado adecuado para el corte seleccionado, etcétera.

En una ocasión una clienta me platicó de una mala experiencia que vivió al día siguiente de que fue a la estética. Ella es de cabello muy chino, le cortaron de más el fleco. Al finalizar el corte le moldearon el cabello y le plancharon el fleco. Ella salió feliz del salón de belleza. El impacto llegó al día siguiente cuando se dio cuenta de la realidad de su fleco con el cabello seco, le quedó a media frente por su tipo de pelo y ¡no tenía plancha para el cabello! – El corte que le realizaron no fue el adecuado para las características de su cabello, ni tenía el producto para peinarlo ¡Obvio no quería salir de casa!

Para prevenir que esto te suceda, aquí unos tips para evitar malos ratos con tu cabello:

1.-  Ser honesto (a) con el estilo de vida que llevas, las características de ciertos cortes de cabello lucen porque requieren ser peinados; si eres una persona que no tiene el tiempo o la mínima intensión de generar el habito de peinarte, es mejor no optar por dicho corte.

2.- En ocasiones el corte de cabello requiere la aplicación de algún producto para peinarlo como puede ser gel, spray, cera para peinar, mousse; cerciórate de tener el producto adecuado en casa y que este no afecte a tu tipo de cuero cabelludo.

3.- La moda en corte de cabello o tinte, en ocasiones suele llamar mucho la atención, según el estilo de la tendencia, reflexiona si aporta algo de manera positiva a tu imagen profesional.

4.- Evita los cambios “urgentes”: si sabes con antelación que vas a asistir a una reunión de trabajo o un evento importante y tienes la intensión de hacer algo con tu cabello ¡Acudir a la estética un día antes no es la mejor opción! Programa con tiempo la cita con tu estilista por si el corte o el tinte no son de tu agrado, e incluso por si algún producto daña tu cabello lo mejor es tener tiempo para cambiar o restaurar.

5.- Lo que te hacer lucir mejor es lo que va en armonía contigo, tanto en color, como en corte; de igual forma como las características del cabello: si es afro, chino, quebradizo, lacio o con remolinos. Así que opta por lo que más te favorece y no por lo que más te guste o “la moda”

6.- Ser consciente que si vas a aplicar color, tendrás la disposición de realizar los retoques cuando sean necesarios.

Para tratar de mantener el cabello lo más sano posible usa los productos adecuados al tipo de cuero cabelludo, procesos, cambios de temperatura por uso de la secadora o plancha. Sin embargo, es importante recordar que si constantemente aplicas químicos al cabello, este te cobrará la factura por el exceso y con ello podría presentarse la caída, un cabello sin vida, opaco; es decir, afectará el  impacto de tu imagen.

Te espero en el siguiente tema de “Cualidades exquisitas”, sonríe.

logo